¿Pan y Circo?



Sobre lo que llamamos rumba... miren que me he ido dando cuenta de cosas que antes no veía: en primer lugar la rumba lo cambia a uno sin que uno se de cuenta. ¿Por qué? Porque la rumba no es lo que parece. Al principio uno distingue lo que está bien y lo que no. Luego todo se va relajando.


¿Qué es la rumba? ¿Un poco de baile, un poco de sensualidad, un poco de compañía, un poco de alcohol para bajar inhibiciones? ¿Socializar? Mmm, pues sí, pero uno socializa todo el día. No, la rumba es un escape, una huída por el lado fácil. Lo que al principio no soñábamos hacer, luego se vuelve natural. 


Pude ver cómo se empieza tomando más de la cuenta, bailando apretado, besos con desconocidos, inhibiciones que van bajando poco a poco como las caricias y luego...
De todas formas uno es una persona cuando empieza y otra después. Poco a poco todo da igual porque todo es aceptado y aplaudido. Ya no importa cuidarse, guardarse o respetarse, ya no importa lo que piensen los demás, ni decir mentiras a los papás o a quien sea. Todo se vuelve posible a medida que la consciencia se duerme.
Así como el tiempo no se detiene, nuestros actos tampoco; siempre avanzan un poco más. En cada fiesta se progresa, lo que en la anterior uno no era capaz de hacer, en la siguiente si lo es. Y luego eso va a dar a toda la vida de la persona, no solo a la rumba. 

¿Pan y Circo? Ja.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Letter for Bishop

¿Duermes?

ALGUNAS COSAS OBVIAS